Compromiso de FE y JUSTICIA a las victimas del acaparamiento de tierras en el Valle Ntem

 

Camerún

 Contexto

Como en muchos países, la tierra en Camerún está en el centro de los principales problemas de desarrollo. Esto lleva al gobierno a realizar grandes concesiones de tierras a grandes inversores locales y extranjeros. Estas concesiones a menudo se hacen a expensas de la población.

Contexto particular de PAC (Plantas y acuicultura de Camerún)

En mayo de 2014, los agricultores de 26 aldeas en el valle de Ntem, en la región del sur de Camerún, fueron excluidos abruptamente de sus campos. Mediante acto administrativo, sus tierras fueron incorporadas al dominio privado del Estado y cedidas a dos empresas; la primera, Neo-Industry se beneficia de 26.000 ha y la segunda, “Plantas y Acuacultura de Camerún” (PAC) de 31.000 ha.

Principales quejas

La distancia recomendada de cinco kilómetros entre el sitio del proyecto y los hábitats de las poblaciones (espacio vital) no se respetó durante la delimitación del sitio, lo que provocó una gran destrucción de los espacios agrícolas (cacao, maíz, plátano) pertenecientes a los residentes locales.

Las víctimas no han recibido ninguna indemnización. De las más de 66.430 ha confiadas a PAC y Neo-Industr, solo se han identificado tres personas por un importe de 17.535.000 francos CFA.  Irritada, la población ha actuado con la autoridad administrativa local, que más bien los ha intimidado.

Participación de Fe y Justicia junto a los residentes locales.

Alertada por una monja de la Congregación de “Notre Dame de Montréal”, una observadora, la Antena de Camerún se involucró en la defensa de los derechos de las víctimas a hacer oír su voz. Desde 2014, la antena se ha comprometido a apoyarlos.

El acompañamiento de las víctimas consistió en acciones de sensibilización (manejo no violento de conflictos para enfrentar las crecientes tensiones entre los vecinos) y movilización de las víctimas para que puedan defender sus derechos legalmente. De ahí la constitución legal en Ambam de la Red de Derechos Humanos y Medio Ambiente “RDDE” seguida de visitas y reuniones de formación para los miembros. A través de los medios de comunicación a nuestro alcance como el SHEMA (boletín trimestral elaborado por el Capítulo), el sitio web y las redes sociales, la antena alertó periódicamente al público, religiosos y religiosas durante la Asamblea General de Superiores Mayores sobre el tema del acaparamiento de  la tierra.  de este caso específico de PAC.

El 20 de junio de 2019, en carta conjunta firmada por Fe y Justicia, los jefes tradicionales de las aldeas de Meyo-Center I&II, Nfenadoum, Nkan, Akina, Akak, Nsessoum, denunciaron una vez más la ocupación de 30.708 ha por parte del proyecto por la  PAC. sin un estudio de impacto ambiental previo y sin realizar una reunión consultiva con sus respectivas poblaciones. “Esta forma de hacer las cosas, dicen, ha enfurecido a las poblaciones que se han encontrado en un estado de ira indescriptible. Afirmaron al mismo tiempo su categórica negativa a ver instalado el proyecto en su localidad.

En 2020, la antena emprendió una acción en el marco del proyecto Landcam para salvaguardar los derechos territoriales de las personas que viven en las cercanías de PAC. Este fue particularmente el derecho al espacio vital, la información, la compensación y un medio ambiente saludable. La iniciativa tuvo como objetivo específico iluminar a la comunidad nacional e internacional sobre la situación de los problemas territoriales que enfrentan las poblaciones debido a las actividades de la PAC, apoyar a los líderes locales para la defensa de los derechos de los residentes, mejorar la consulta entre los diversos actores locales, es decir, los residentes y los promotores del proyecto, y alentar y apoyar iniciativas para asegurar el espacio vital de las poblaciones ribereñas. Entre las actividades que se realizarán están  la capacitación de líderes comunitarios, incluidos jefes tradicionales y notables, en temas de tierra y propiedad, promoción y realización de un estudio sobre el estado de los sitios impactados por las actividades del proyecto PAC. La encuesta de campo se realizó entre abril y junio de 2020, y el 29 de octubre se realizó un taller de retroalimentación de comentarios para validar los hallazgos antes de la presentación pública, que tuvo lugar el 24 de marzo de 2021 en presencia de medios de comunicación, CSOs y representantes de algunos servicios gubernamentales descentralizados. El informe de investigación revela fallas formales en el proceso de asignación de tierras a PAC, la escasa participación de las poblaciones en el proceso de expropiación para utilidad pública de las tierras que ocupan, la ausencia de estudio de impacto ambiental y social, la destrucción de cultivos, la falta de indemnización consecuente, la vulneración del espacio habitable, etc. También se supo que la empresa beneficiaria ha realizado una demarcación parcial en lugar de los servicios competentes del Ministerio de Tierras, Registro de la Propiedad y Asuntos de la Tierra.

El documento destaca el papel conflictivo de ciertos agentes del Estado que, con gran desprecio por sus misiones y obligaciones, apoyaron los intereses particulares de PAC en detrimento del bien común. El informe finaliza con una serie de 15 recomendaciones, la primera de las cuales, dirigida al Estado, le pide proceder con el retiro inmediato del título de propiedad No. 579 / Ntem Valley por defectos formales”.

Impacto del proyecto

El 5 de mayo de 2021, el primer ministro firmó una orden cancelando el título del Estado de Camerún sobre la tierra en disputa. Con este acto, también canceló los títulos de las empresas PAC y Neo-Industry. Una verdadera victoria es para las poblaciones que no retrocedieron durante esta lucha. Acompañada y apoyada por algunas organizaciones de la sociedad civil (Fe y Justicia no estuvo sola en esta lucha), AEFJN apoyó esta lucha. Nuestro agradecimiento a la antena suiza y al padre CHIKA quien, durante su visita a Camerún en marzo de 2019, fue a la localidad para consolar a las víctimas. Otros actores de la sociedad civil también se han enfrentado a la Neo-Industria.

Desafíos

Ciertamente, este es un gran paso. Sin embargo, queda mucho por hacer. Como sociedad civil, debemos asegurarnos de que la decisión del primer ministro sea eficaz. Que esta decisión sea tomada en cuenta por los servicios del catastro, el dominio y asuntos de la tierra para que los agricultores que lo deseen puedan tener acceso a la escritura de propiedad de las parcelas que explotan. También se trata de apoyar el desarrollo de las tierras afectadas por las poblaciones en la perspectiva de un desarrollo local sostenible mediante actividades agrícolas ecológicas que tengan como objetivo asegurar la soberanía alimentaria.

AEFJN Camerún

Traducido para la antena Madrid España

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *