Biografía Grandes mujeres.

victirie

VICTOIRE INGABIRE: ENCARCELADA EN RUANDA

El día 14 de octubre de 2015 se cumplieron 5 años desde que el dictatorial régimen ruandés encarceló a Victoire Ingabire, la líder pacifista ruandesa. Su ejemplo de lucha y de resistencia, siempre valiente y pacífica, la han convertido en un icono de la lucha de los pueblos de la región de los Grandes Lagos africanos.

Victoire decidió en 2010 volver a su Ruanda natal desde Holanda, donde vivía con su marido y tres hijos, en una posición muy acomodada de alta ejecutiva, para presentarse a unas elecciones presidenciales en su país.

Poco después de aterrizar en Kigali fue detenida y encarcelada, acusada de todo tipo de delitos inventados, apoyados en pruebas y testigos falsos. Tras un largo proceso sin las mínimas garantías jurídicas se la condenó a 15 años de cárcel. Cada día las autoridades de la cárcel le hacen la vida más difícil dentro de la prisión, llegando a pintarle de negro los cristales de su celda para que no pueda leer ni escribir, por lo que está perdiendo la vista. Ponen todo tipo de dificultades para que pueda ser visitada, incluso por sus abogados.

Pero ella cada vez que sale de su celda o se comunica con el exterior luce un semblante sereno, hace señales de victoria, que retratan su estado de ánimo firme y resistente. Todos los que se preocupan por ella y por el destino de su pueblo recuperan así un poco la esperanza.

Porque con los años de cárcel su fuerza se ha redoblado, su nombre es recordado cada día por millones de corazones esperanzados, sus seguidores ahora sí que son verdadera legión.

El pasado 4 de marzo comienzó ante la Corte Africana de los Derechos Humanos y de los Pueblos el proceso de apelación de Victoire Ingabire para que sea revisada su injusta condena. Pero tampoco en este caso parecen cumplirse las mínimas garantías judiciales

 

Revista Alandar, noviembre 2015.

BERTA CÁCERES

berta

Comunicado de la Red Eclesial Panamazónica – REPAM y el Movimiento Católico Mundial por el Clima – MCMC:

 

“La compañera Berta Cáceres, desde su identidad indígena Lenca, fue cofundadora del Consejo Cívico de Organizaciones Populares e Indígenas de Honduras (COPINH) para luchar por sus derechos. Ella lideró la oposición pacífica a la construcción de una presa que habría destruido las tierras agrícolas de las comunidades locales y limitado su acceso al agua potable. Por sus acciones, fue galardonada con el Premio Goldman el año pasado, el más alto reconocimiento para el activismo ambiental.

Defender el medio ambiente, defender los derechos humanos, defender la Casa Común de la humanidad, fue su “delito” que los poderosos no perdonaron.  La vida de Berta y otros líderes indígenas ha estado bajo amenaza en repetidas ocasiones, pero con valor han continuado y continúan su trabajo….
Desde la REPAM y el MCMC, unimos nuestras oraciones, junto a sus familiares, personas amigas y compañeras de Berta. Y hacemos un llamado urgente a todas las entidades y organismos de justicia internacional y del Gobierno de Honduras para que se sancione a los culpables de este lamentable asesinato y exigimos que se haga todo lo posible para detener la violencia y la intimidación contra activistas sociales.

Honduras está de luto, los indígenas, los campesinos, la Pan Amazonía, América Latina y el mundo claman por la injustica y la violencia, demandan y exigen respuestas contundentes frente a las muertes, asesinatos, encarcelaciones, silencios, indiferencias, inoperancias, indolencias, de los gobiernos y de la sociedad.
No más impunidad, no más persecución, no más asesinatos de luchadores que defienden una vida digna para sus pueblos y para la humanidad”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *